Cerveza porter: Características, tipos y un poco de historia

¿A quién no le gusta disfrutar de una buena cerveza? En especial cuando esta cuenta con características que la hacen notar hasta simple vista lo deliciosa que puede ser. Es por ello que te relataremos un poco acerca de esta bebida alcohólica de color oscura, un tanto achocolatada, y con uno de los sabores más inigualables que hay como lo es la cerveza porter.

Características de la cerveza porter

La cerveza porter pese a que no ha sido una de las más favoritas desde sus inicios, poco a poco ha ido cobrando relevancia hasta nuestros tiempos, y no podía ser de otra forma, ya que tiene todo lo necesario para ser agradable a nuestro paladar.

¿Qué es una cerveza porter?

Es una cerveza cuyo origen proviene de Londres y es de alta fermentación.

Ya comenzando a apreciarla desde su aroma, la cerveza porter nos invita a percibir esa sensación de malta tostada, y su vez, también puede dar cabida a notas de bizcocho o pan en conjunto con un admirable tono de chocolate. Todo dependerá del estilo con el que se elabore.

Si es servida adecuadamente en un vaso de vidrio, lograrás captar al detalle que su apariencia es una de las más oscuras en comparación a las cervezas regulares. Los tonos pueden variar dependiendo del contraste de luz al que esté expuesto, ya que con tan solo una miradita al sol, se puede ver fácilmente como la cervez porter tiene destellos un tanto a color rubí.

cerveza porter

En sí, su cuerpo puede ser de marrón oscuro a marrón claro, y ni hablar de su espuma, que retiene un aspecto bastante agradable entre canela y blanquecino.

Marcas de cerveza porter

A continuación te dejo algunas marcas de cerveza porter para degustar, que podrás adquirir desde Amazon:

Última actualización: 11/12/2018 01:32

Sabor de una cerveza porter

Su sabor es quizás una de las experiencias gustativas más variadas en las que puedes encontrar en una cerveza. Si se trata de catarla, se encontrarán muy bien el gusto a pan, esa sensación de levadura y tostado que queda impregnada en nuestra lengua, y que se hace notar moderadamente sin anular otras esencias.

A su vez también se puede llegar a percibir un poco de notas achocolatadas, en conjunto con nueces, y se escudriñamos muy bien, en segundo plano se pueden también realzar características como el café, galletas, entre otros. El tostado de la mano con todas estas presencias, hacen que “vibren” balanceadamente. Aunque algunas Porter, pueden incluso saber un poco dulces.

Pero en sí, tener la grata experiencia de probar una cerveza porter, la descripción más simple puede tan solo acreditarse por su textura sumamente ligera pero a la vez muy cremosa en cautela. En cambio su carbonatación llega a ser un poco dividida, jugando entre lo bajo hasta lo moderadamente alto.

Variantes de la cerveza porter

Como cualquier otra cerveza, la Porter también ha sido ligeramente cambiada y adaptada a nuevas versiones. Entre sus variantes se encuentran la Extra Stout, Imperial Stout, Bálticos Porter, Poter Patagónica, entre otras.

Todas y cada una de ellas varían entre sus grados de alcohol, y sobretodo, algunas realizan su sabor dulce como lo ha sido desde el principio de su creación. Por igual, también pueden destacarse por su cierto amargor y concentración de lúpulo y malta.

En sí, las English Porter se pueden diferenciar muy bien de las americanas, ya que estas últimas suelen ser mucho más suaves, con sabores un tanto caramelizados y por supuesto, las hacen ser mucho más dulces. En sí, el estilo de las porter americanas tiene una presencia totalmente notable a lúpulo superior.

Modo de servir las cervezas porter

Tiene que quedar muy claro que para servir cualquier tipo de cerveza, esta no se debe presentar ni en condiciones muy tibias ni por supuesto muy gélidas. Todo esto se debe a que el paladar no es el mismo exponiéndolo a temperaturas totalmente radicales.

Si está en un país frío, se debe tomar en cuenta mucho este factor, para indicar cuánto tiempo debe estar esta bebida refrigerada. Las porter, como son de características totalmente oscuras, se recomiendan que una vez esté servida, si esta está totalmente helada, es preferible que se caliente tan solo un poco antes de beberla.

Historia de la cerveza porter

Las cerveza Porter, como cualquiera invención, tienen un contexto histórico bastante cargado. Esta bebida se le remonta hacia 300 años atrás en nada menos que las tierras londinenses. Estas desde un principio se les conocían por su color profundamente oscuro, y también por su sabor dulces, lo cual eran muy reconocidas por ello en aquella época. Solo fue a partir del desarrollo industrial, que modificaron un poco la característica de esta bebida gracias a las innovaciones tecnológicas.

Esta llegó a ser tan tremendamente popular, que fue inevitable su comercialización al exterior, por lo que en muchos rincones del continente americano, lograron conocer a esta increíble bebida para la década de 1800. Sin embargo, hay muchos factores en nuestra historia contemporánea que por poco lograron casi enterrar la popularidad de esta grandiosa cerveza. Y muchos de estos, tuvieron que ver con los conflictos bélicos.

La Primera Guerra Mundial fue uno de los acontecimientos más negativos en la historia de la humanidad, e incluso para la comercialización de muchos productos, y es aquí donde también cayó la cerveza porter. E incluso para el continente americano, esta también se vio envuelta en su casi desaparición a inicios del siglo pasado, cuando en los Estados Unidos se vio muy marcado por la Prohibición.

Es decir, los años de la ley seca obligaron a que la porter abandonara su popularidad entre sus seguidores. Y este panorama cambió en cuanto cesó la restricción de los consumos alcohólicos y nuevamente la porter ganara su terreno.

Sus Orígenes: De Entire a Porter

La marca Guinness es quien le dio la oportunidad a primera instancia a que se diera a conocer esta cerveza. Hay quienes dicen que su creador fue un cervecero londinense llamado Ralph Harwood, quien realizó una creativa mezcla entre las Brown Pale, Stale y Pale Ale, de las cuales llamó originalmente “Entire”.

El nombre se cambió con los años, gracias a su receptividad entre la clase trabajadora, de la cual alegan que los porteros que llevaban las cajas con las mercancías a los bares, se les atribuyera el nombre de Porter de como lo conocemos actualmente.

Cerveza porter: Características, tipos y un poco de historia
Valora el artículo

Deja un comentario